La Mazmorra del Snarry


 
ÍndicePortalRegistrarseConectarseFacebook
La Mazmorra del Snarry... El escondite favorito de la pareja más excitante de Hogwarts

Comparte | 
 

 Traducción Invisible Capítulo 9

Ir abajo 
AutorMensaje
Eowyn
Explota calderos
Explota calderos
avatar

No tienes logos aún.
Femenino Cantidad de envíos : 123
Fecha de nacimiento : 10/08/1990
Edad : 28
Localización : España
Galeones Snarry : 6169
Fecha de inscripción : 24/07/2013

MensajeTema: Traducción Invisible Capítulo 9   Sáb Ago 22, 2015 1:34 pm

Podeis encontrar la historia original aquí  https://www.fanfiction.net/s/3780602/1/Invisible


Nota: Estos personajes no son nuestros, le pertenecen a la multimillonaria escritora J.K. Rowling, y otros que hayan comprado sus derechos. Este fic no es de mi autoría, yo solo estoy traduciendo del idioma inglés, este fic pertenece a  DebsTheSlytherinSnapefan

Capítulo 9

¡El Torneo de los 3 magos viene a Hogwarts!


"¿Entonces por qué no nos unimos todos y le entrenamos? Yo le entrenaré en defensa; James, tú puedes entrenarle en Transformaciones; Lily en Encantamientos... a lo mejor ¿Sirius puede ayudarle con el Quidditch?" sugirió Remus después de oír sobre los años de Nick. No se extrañaba que no se hubiese podido concentrar, si solo lo hubiera pensado desde el punto de vista del chico. Por otro lado, se convertía en lobo todos los meses, y no había tenido ningún problema con el trabajo del colegio y era un estudiante top, así que alguien podía preguntar como podía ser tan ciego. "Además nos dará la oportunidad de conocerle más...Me arrepiento de no haber pasado tiempo con ellos, pero Pettigrew tiene que ser encontrado."

"Supongo..." concedió James, pareciendo preocupado. Sabía que lo tenía que hacer antes o después, puesto que su hijo no tenía ni idea de la profecía—y se quedaría de esa forma por un tiempo, hasta que estuviera seguro de que Nick estaba preparado. Simplemente no le gustaba entrenar a su hijo para que fuse un arma, para destruír a Voldemort, especialmente considerando que a lo mejor no volvía en años. La paz se había instalado en el mundo desde hace 13 años después de lo que pasó en Halloween, y quería que su hijo fuera un niño, el mismo niño amoroso que era ahora, por lo menos hasta que se fue a Hogwarts.

"Entonces eso es lo que haremos. Sólo échale huevos, James, y te respetará," alentó Remus, confundiendo la preocupación de James por el pensamiento de que su hijo le odiará por darle clases extras en vez de dejarle jugar en verano.

"¿Dónde está Harry?" preguntó curiosa Roxy, entrando y pareciendo aburrida. Notó que s habitación estaba vacía, y mientras veía a Nick todo el tiempo, ella nunca más vio a Harry. Había picado su curiosidad; jugaba con Nick mucho, pero recientemente, se dio cuenta de que nunca le había dado a su otro hermano ni la hora del tiempo.

"Se está quedando en casa de un amigo," explicó James.

"¿Por qué no está nunca en casa?" preguntó Roxy, moviendo la cabeza a un lado. Tenía la curiosidad de su madre, nunca tenía fin.

"¿Cuando llegues a la edad de Nick y Harry, no querrás estar aquí tampoco, querrás pasar todo el tiempo en casa de tus amigos," dijo Jame sonriendo. Nadie notó lo tenso que estaba.

"¿Quieres ir a jugar con Marcus?" preguntó Lily. Marcus Longbottom era el único niño que conocían de la edad de Roxy. Era muy diferente de Neville; era ruidoso, bullicioso, amaba el Quidditch, y odiaba que su hermano estuviese todo el día hablando de plantas. Entonces otra vez, la gente siempre decía que era normal odiar algo de sus hermanos o hermanas.

"No, la abuela de Marcus está pasando allí la noche," dijo Roxy, arrugando su carita. No le gustaba Longbottom para nada—la mujer era demasiado estricta para Roxy, la cual estaba acostumbrada a obtener todo lo que quisiera, cuando lo quería. Alice era como Lily, un poco más estricta, y Roxy podía lidiar con eso. Aunque, no podía lidiar con la abuela de Marcus y Neville, puesto que se ponía firme y Roxy era incapaz de conseguir lo que quería.

"Ya veo..." dijo Lily, mirando conflictiva.
"¿Podemos ir a la playa, por favoooor?" rogó Roxy. ¡Estaba tan aburrida!

"Oh, claro, pero cámbiate a algo apropiado para salir," dijo Lily, cediendo. Sus hijos tenían todos algo de ropa Muggle (menos Harry, de quien ella siempre se olvidaba) para cualquier encuentro que tuvieran en el mundo Muggle. James le dejaba hacer lo que quisiera, pero nunca se unía a sus viajes al mundo mágico. Odiaba pasar ahí más tiempo del necesario así que tomaba cualquier excusa para no ir.

"Remus y yo voy a fijar el horario de entrenamiento de Nick," dijo James, mientras besaba a su mujer dando la excusa de esta vez.

"Oh, claro, entonces. Yo les llevaré," dijo Lily, sonriendo suavemente. No le importaba que él le dijera una excusa, puesto que significaba que iba a pasar tiempo de calidad sin James, lo que era algo dulce.

Piso de Eileen sobre la tienda

"¡Luna escribió!" dijo Harry, sonriendo ampliamente cuando vio llegar a un ave raro que solo podía pertenecer a los Lovegoods. Probablemente sería eso por que quería a Luna tanto—ella era diferente, no se amedrentaba por las expectaciones. Y él tampoco lo haría cuando el momento llegara, pensando en ello. El mundo se podía joder.

"¿Qué dice esta vez?" preguntó indulgente Eileen.
"Me está ofreciendo una entrada para ver el torneo de Quidditch," tragó con sorpresa Harry.

"¿Bulgaria contra Irlanda?" preguntó curiosa. Había estado en el periódico, así que era difícil perdérselo. Era la Copa del Mundo de Quidditch, después de todo, así que se esperaba que estuviera en el periódico para los fanáticos del Quidditch. A ella, como a su hijo, no le importaba Quidditch.

"Sí," estuvo de acuerdo Harry, todavía asombrado. "Eso es bonito por su padre," dijo Eileen amablemente.

"No sabía que le gustase el Quidditch tanto," comentó el chico, genuinamente sorprendido—de un buen modo.

"¿Qué más dice?" preguntó Eileen.

"Es por mi cumpleaños," dijo Harry, su mandibular muy abierta. Sus propios padres no recordaban su cumple y no lo habían hecho por mucho tiempo. Aunque fuse el mismo día que el de su hermano, Nick er más importante para comprar algo.

"¿Cuando es tu cumpleaños?" preguntó la mujer sorprendida.

"31 de Julio," dijo el chico. Ese día era muy conocido por ser el cumpleaños del niño que vivió. De lejos, Eileen no se crispaba cuando Nick aparecía en los periódicos. Como el año pasado, ella comentó que si no había otra noticia que contar para que en la primera página estuviera Nick.

"Ya veo," dijo Eileen, un brillo en sus ojos obsidianos, unos que compartía con su hijo. Ella supo inmediatamente quién era el niño realmente, muy para su desconcierto. Había tardado mucho tiempo; no era Harry James, sino Harry James Potter. Él era el gemelo de Nick Potter, y recordó leer de gemelos esa noche.

Había estado tan feliz de que su hijo se librase del hombre que le esclavizaba. No es que le importara Nick Potter en particular, por que no lo hacía —no le importaba quién lo hizo, solo que se había ido. Su hijo le dijo muchas veces que EL Señor Oscuro (nunca le llamaba Voldemort o Quien Tu Sabes) no se había ido. Severus no estaba tan asustado como para llamarle Quien Tu Sabes, pero definitivamente no quería llamarle Voldemort; mandaba breves golpes de dolor a través de la marca. Voldemort había añadido algunos hechizos a la Marca Oscura para que reaccionase al decir su nombre.

"Harry...¿Dónde se creen tus padres que estas?" preguntó Eileen, sintiéndose preocupada, pero consiguió no demostrar su preocupación a Harry.

"Quedándome con un amigo para el verano," dio bajito el chico; intentaba no hablar de sus padres si podía.

"Ya veo," dijo la mujer suspirando triste. Los Potters tenían mucho por lo que responder puesto que parecía que ignoraban a su hijo más joven en favor de su gemelo. ¿Desde cuando? ¿Toda la vida del niño? Esperaba que no.

"¿Vas a ir?" preguntó Eileen, sonrió suavemente mientras que devolvía la atención a la carta de Luna. Harry obviamente odiaba hablar de sus padres, puesto que siempre evadía sus preguntas o contestaba con la mínima información posible. Él obviamente penaba que ella no sabía quien era, y había estado en lo cierto hasta ahora.

"Eso creo," dijo Harry.
"Tengo una vieja tienda de campaña arriba en el ático por si la quieres usar," ofreció Eileen.

"Le escribiré y veré lo que me contesta," le dijo suavemente Harry. Probablemente fue la mejor decisión que pudo tomar. Sabía que su familia probablemente iría, pero no dejó que eso le deprimiera. Mantendría un perfil bajo y se mantendría fuera de su camino, puesto que dudaba que Luna tuviera asientos en la tribuna, así que seguramente no se vieran.

"Hazlo," estuvo de acuerdo su madre. Estaba más curiosa que siempre sobre Harry y su vida, y se preguntó si su hijo tendría más información para compartir. No le gustaba el pensamiento de estar tras la espalda de Harry; aunque, si quería respuestas, parecía que era la única forma.

Casa Lovegood

"¡La respuesta de Harry!" dijo Luna soñadoramente por su casa, la cual no estaba lejos de la casa de los Weasleys en Ottery St. Catchpole en Devon.

"¡Eso está bien!" dijo suavemente Xeno; amaba a su hija más que a nada en el mundo. Haría cualquier cosa por ella, iría a cualquier parte por ella e incluso mataría para mantenerla segura y a salvo. Su madre la amaba también; de lo que más se arrepentía era que Luna viese lo ocurrido, pero estaba aliviado de que la madre de Luna le hubiese lanzado un hechizo escudo cuando se dio cuenta de lo que pasaba. Ella obviamente no había podido ponerse uno antes de que la poción le estallase en la cara. Seguramente habría seguido a Luna y Lindsey si lo peor hubiese pasado.

Continuó viendo a su hija, una sonrisa serena en su cara. Echó de menos a Luna mientras estaba fuera, y ella estaba entrando en el tercer año este año, mientras que encontró duro dares cuenta de que ahora él era sólo 3 meses de ella. A veces, deseaba que no creciese tan rápido. Solo una persona que ha perdido a su hijo entendería que para él Luna verdaderamente era su todo, que sin ella él probablemente estaría muerto.

"Me está preguntando si tenemos una tienda," dijo Luna.
"Deberías responderle, dulce," dijo Xeno, besándole en la cabeza mientras se iba a por un café.

Piso de Eileen

"Tienen una tienda, así que está bien. Aunque gracias por la oferta, ," dijo Harry. Era ahora de noche, y Hermes acababa de volver con la respuesta de Luna. No iba a enviar de vuelta a la lechuza, no en este tiempo de la noche, así que cogió a Hermes en la jaula y puso un par de golosinas en la jaula de la lechuza y le rellenó el agua.

"No hay problema, dulce," dijo Eileen, todavía asombrada de lo que un año haía cambiado a Harry. Cuando le conoció por primera vez, asumió que era mayor, y no ayudó que mintiera sobre su edad. Por aquel entonces, había estado frecuentemente estudiando o infeliz—no siempre, pero suponía que la mayor parte del tiempo. Había estado tan feliz por su ayuda y por que le escuchase hablar sobre cosas que a su familia no le importaba, amigos y su vida. Ahora entendía todo mejor. Harry no había tenido una verdadera familia, ni amigos, puesto que ellos sin ninguna duda preferían a Nick Potter. Ese nombre dejaba un sabor amargo en su boca. Respecto a eso era como su hijo; Por una vez, su hijo no era como ella, en cambio, ella era como él.

"Estoy extremadamente cansado, así que me voy a la cama. Buenas noches, Eileen," dijo Harry, gentilmente abrazándola antes de irse de la habitación. Harry nunca antes se había sentido tan feliz.

"Buenas noches," le dijo ella a la puerta cerrada.

Harry se sacudió y rodó la mayor parte de la noche, y antes de nada, estaba teniendo el peor sueño que se pudiese imaginar.

-() Sueño ()-

"Hay un poco más en el bote, Mi Lord, si todavía tienes hambre," dijo una voz desconocida.

"Después," siseó una segunda voz. "Mueveme más cerca del fuego, Colagusano." Se oía como el arrastre de madera sobre madera. Mientras la silla era acercada hacia la chimenea como había mandado la voz siseante."¿Dónde está Nagini?" preguntó una voz después de unos segundos de silencio.

"N-No lo se, Mi Lord," dijo la primera voz otra vez, ninguna duda de que pertenecía a Colagusano. Sonaba nerviosa ahora, incluso Harry pudo comprender eso del sueño. "Creo que salió a explorar la casa..."

"La alimentarás antes de retirarnos, Colagusano," dijo la segunda voz, el 'Lord'. "Necesitaré alimentarme por la noche. El viaje me ha cansado mucho."

"Mi Lord, ¿puedo preguntar cuánto tiempo vamos a estar aquí?" preguntó Colagusano.

"Una semana," siseó la segunda, fría voz. "A lo mejor más. El lugar es moderadamente cómodo y el plan no puede proceder todavía. Sería tonto actuar antes de que termine la Copa Mundial de Quidditch."

"¿La— la Copa Mundial de Quidditch, Mi Lord?" preguntó Colagusano. "Perdóname, pero—no entiendo. ¿Por qué debemos espera a que termine la Copa Mundial?"

"Por que, tonto, magos de todo el mundo están entrando en el país en este momento, y cada auror del Ministerio estará trabajando, mirando cualquier tipo de actividad inusual, comprobando y hacienda doble comprobaciones de todas las identidades. Estarán obsesionados con la seguridad, no queriendo que los muggles noten nada. Así que esperaremos," siseó el 'Lord'.

"¿Entonces mi Lord, está todavía determinado?” preguntó en voz baja Colagusano.
"Claro que estoy determinado Colagusano." Era dificil no notar la nnota amenazadora en su voz.

"Puede hacerse sin los gemelos Potter, Mi Lord," dijo rápidamente Wormtail, como si quisiera terminar de hablar de esto.

"¿Sin los gemelos Potter?" respire suavemente la segunda voz. "Ya veo..."

"Mi Lord, ¡no lo digo preocupado por los gemelos!" dijo Colagusano, su voz alzándose agudamente como la rata que era. "Los niños no son nada para mi, ¡nada de nada! Es solo que si vamos a usar a otro mago o bruja—cualquier mago o bruja—¡la cosa se haría mucho más rápido! Si me permites dejarte por un breve periodo de tiempo—sabes que puedo disfrazarme muy efectivamente—Podría volver en como máximo dos días con alguien adecuado—"

"Podría usar a otro mago," dijo suavemente el 'Lord', "Eso es cierto..."

"Mi Lord, tiene sentido," dijo Colagusano, sonando muy aliviado. "Poner las manos encima de los Potters sería tan difícil; están tan bien protegidos—"

"¿Así que tu eres voluntario de ir y conseguirme un sustituto. Me pregunto...si el encargo de ser mi enfermero se ha convertido en en una tarea muy pesada para ti, ¿eh Colagusano? ¿Puede ser esta sugerencia de encontrar un sustituto una forma de deshacerte de mi?" siseó la segunda voz con maldad.

"¡Mi Lord! Yo-yo no tengo ningún deseo de irme, !Ninguno!" respondió con temor Colagusano.

"¡No me mientas!" siseó la segunda voz. "¡Siempre puedo darme cuenta, Colagusano! Te arrepientes de haber venido a mi, Siento como tiemblas cuando me tocas..."

"¡No! Mi devoción por mi Lord—"

"Tu devoción no es otra cosa que cobardez. No estarías aquí si tuvieras otro ditio al que ir. ¿Cómo se supone que voy a sobrevivir sin ti, cuando necesito comer cada pocas hora? ¿Quién va a dar de comer a Nagini?"

"Pero pareces más fuerte, Mi Lord—"

"Mentiroso," respiró el 'Lord'. "No estoy mejor, y unos días serían suficientes para terminar con la poca salud que he recuperado bajo tus cuidados. ¡Ahora, silencio! Tengo mi razón para usar a los chicos, como te he explicado anteriormente, y no usaré a nadie más. He esperado 13 años; unos meses más no suponen ninguna diferencia. Por la protección que rodea a los chicos, creo que mi plan será efectivo. Todo lo necesario es un poco de coraje por tu parte Colagusano—coraje que encontrarás, a no ser que quieras tener toda la fuerza del Lord Voldemort contra ti..."

Había tanta amenaza en el tono y la voz del Lord que Colagusano solo fue capaz de murmurar incoherencias que podrían haber sido repetidas disculpas.

"Silencio...pienso que oigo a Nagini," siseó Voldemort, cortando los molestos murmullos. En el silencio, Harry había empezado a oír una voz siseante, pero tratando como estaba, no pudo entender las siseantes palabras de la serpiente. "Nagini tiene noticias interesantes, Colagusano," dijo Voldemort despues de escuchar su siseo por un rato.

"¿S-sí, Mi Lord?" preguntó Colagusano.

"De echo, sí," dijo el 'Lord'. "De acuerdo con Nagini, hay un Viejo muggle detrás de la puerta, escuchando cada palabra que decimos. Invítale dentro, Colagusano. ¿Dónde está tu educación?" Hubo una pausa mientras que una vieja y chirriante se abría, el ruido de las bisagras llegó hasta Harry. "¿Lo oíste todo, Muggle?" siseó Voldemort.

"¿Qué es lo que me estás llamando?" preguntó el desconocido Muggle, un hombre a juzgar por su todo de voz.

"Te estoy llamando Muggle," dijo la voz. "Significa que no eres un mago."

"No se a lo que te refieres por mago," dijo el Muggle. "Sólo se que he oido lo suficiente para que le interese a la policía. ¡Has matado y has planeado otro asesinato! Y te diré esto," añadió. "Mi mujer sabe que estoy aquí arriba, y si no vuelvo—"

"Tu no tienes mujer," dijo en voz baja la voz. "Nadie sabe que estás aquí. No le dijiste a nadie que estabas viniendo. No mientas a Lord Voldemort, Muggle, puesto que él sabe...él siempre sabe..."

"¿Es eso cierto?" dijo rudamente el Muggle. "¿Lord es eso? Bien, no pienso que tengas buenas formas, Mi Lord. Date la vuelta y dame la cara como un hombre, ¿por qué no lo haces?"

"Pero no soy un hombre, Muggle," dijo Voldemort. Parecía que estaba teniendo problemas por hablar, como si fuera exhausto para él incluso abrir la boca. “Soy mucho, mucho más hombre que tu. Aunque...¿por qué no? Te daré la cara...Colagusano, ven a dar mi silla la vuelta."

Colagusano suspiró nasalmente.
"Ya me has oído, Colagusano," siseó Voldemort. -() Fin del sueño ()-

El curso de la muerte acababa de comenzar, y a miles de kilómetros de ahí, Harry Potter se levantó sacudido, su cuerpo entero temblando de miedo. Despues de un momento, se dio cuenta de que su boca estaba abierto, así que la cerró, preguntándose si habría gritado. Esperaba que no, no quería despertar a Eileen; despues de todo, era lo suficiente amable para dejarle quedarse. Entonces el dolor le penetró y se apretó la cicatriz con la mano—se sentía como si alguien le hubiene vertico agua hirviendo. Le tomó mucho tiempo para parar de temblar, y una vez lo hizo, el sudor pronto se secó, pero el sueño nunca volvió a Harry esa noche. Nunca sintió un dolor igual, excepto por esas veces en las clases de Quirrell. Recordaba el sueño...un Muggle había sido matado por Voldemort...el nombre de Colagusano le era conocido también, pero no sabía por qué.

Traslador, lugar de reunión

"¿Estás listo para ir a la Copa Mundial de Quidditch?" preguntó Nick. Ambos los Potters y Weasleys habían empacado para ir, las únicas diferencias entre las familias era el número de personas y el equipaje de ambas familias, el de una nuevo y el de la otra bien-usada.

"¡No puedo esperar!" animó Ron, su cara casi partiéndose en dos. Por una vez, Ron estaba agradecido de que su padre trabajase en el Ministerio de Magia, para la Oficina Malos Usos de los Artilugios Muggle. Todos se fueron alegremente hacia el punto donde habían acordado tomar el traslador.

"¡Ah, Amos!" gritó James bien natural, finalmente llegando hasta los dos hombres que estaban en el punto, uno mayor y otro de alrededor de 17 años. James estaba hablando con el más mayor de ellos.

"¡Este es mi hijo, Cedric!" dijo Amos Diggory, como si no lo supieran. Estaba sin duda orgulloso de su hijo, ay con razón. Era un chico guapo, el cual era el Capitán y buscador del equipo de Quidditch de la casa de Hufflepuff en Hogwarts, y líder ese año también.

"¡Hi!" dijo Roxy, sonrojándose. Ella de hecho era la primera vez que le veía.
"¡Hola a todos!" saludó feliz Cedric, obviamente muy parecido a su padre con esa burbuja de felicidad. "¿Un largo paseo, Arthur?" preguntó Amos.
"No muy malo," dijo Arthur. James no estaba feliz de que nadie le hiciese caso ni a él ni a su hijo. "¿Podemos irnos ya?" preguntó Nick, aburrido de que la atención no estuviera en él.
"Por las barbas de Merlin, ¿es ese Nick Potter?" preguntó Amos, sus ojos se iluminaron.
"Sí," dijo Nick con orgullo.

"¡Encantado de conocerte! Ced por supuesto ha hablado de ti," dijo Amos, y Nick se hinchó con orgullo—hasta que oyera el resto. "Nos contó sobre el juego contra ti el año pasado...le dije, le dije, 'Ced, eso es algo que le contarás a tus nietos, que bueno...¡Ganaste a Nick Potter al Quidditch'!"

Todos los Weasleys que estaban en el colegio tuvieron un escalofrío al recordar como habían perdido hasta ante Hufflepuff ese año. "Er, ¿no es tiempo de irnos?" preguntó Lily, forzando una sonrisa en su cara.
"¿Va a venir alguien más?" preguntó Arthur.
"Oh no, los Lovegoods ya se han ido," contestó Amos.

Pronto, fueron trasladados a los terrenos de la Copa del Mundo de Quidditch.

Terrenos de la Copa del Mundo de Quidditch

"Harry, has estado muy callado...¿Seguro que estás bien?" preguntó suavemente Luna.

"Estoy bien...Mi padre y mis hermanos deben estar ya por aquí," dijo Harry. No solo eso le estaba molestando—su sueño también le molestaba. Si hubiera querido más pruebas de que fue él quien derrotó a Voldemort esa noche, ahora las tenía. Estaba conectado con Voldemort a través de la cicatriz y le perturbaba más que nada en el mundo.

Luna pestañeó dudando antes de que la mascara de ensoñación se estableciera en su cara. "No pienses en ellos, solo disfruta de la Copa del Mundo de Quidditch, mientras puedas," dijo la chica amablemente.

"Sí, creo que debería," dijo Harry, asintiendo con la cabeza, no notando el uso de su amiga del mientras puedas,' como si supiera algo que él no. No sería la última vez que hiciera ese error.

Piso de Eileen- Severus y Eileen

"Hola, Madre," dijo Severus, dándole una pequeña y gentil sonrisa; solo ella veía su lado suave.

"¡Severus! ¡Ven a sentarte, querido! He hecho café," exclamó Eileen, feliz de que su hijo estuviera viniendo otra vez a visitarle.

"¿Por qué está cerrada la tienda?" preguntó curioso Severus.
"Harry se ha ido a la Copa del Mundo de Quidditch con los Lovegoods," sonrió Eileen como si lo explicara todo.

"Ya veo..." contestó Severus.
"¿Cómo están yendo tus pociones?" preguntó Eileen.

Por la primera hora o así, hablaron sobre las pociones que estaba creando o hacienda para otros. Los asuntos fueron sobre el mucho dinero que estaba ganando con la poción Wolfsbane hasta todo el tiempo que estaba gastando para realizarla. Si alguien comprendía sobre pociones y tenía la misma pasión que Severus, era su madre—otra cosa que había heredado de ella.

"¿Qué sabes de Harry Potter, Severus?" preguntó la mujer derepente durante un silencio en la conversación, incapaz de estar callada más tiempo.

"¿Harry Potter?" repitió Severus para confirmar, sus cejas se alzaron con curiosidad.
"Sí," asintió Eileen, confirmando que había dicho bien el nombre.
"Solo le di clase por un año," replicó el hombre curioso ahora.
"Sí, sí, lo sé, ¿pero notaste algo de él? ¿De su familia?" preguntó Eileen.
"No presto atención a los Potter, Madre," suspiró Severus, aunque lo que estaba diciendo no era estrictamente cierto. "¡Severus!" le regañó suavemente Eileen, sacudiendo la cabeza.

"¡Bien, bien! Harry era bueno en pociones, pero su hermano era lo que me esperaba—un inepto total," dijo Severus. "Era muy diferente de su gemelo, no había nada de un 'Potter' en él, salvo algunas de sus miradas—era callado, tímido, un trabajador...un solitario y él... no parecía tener el mismo entusiasmo con sus padres, o incluso su hermana, como tenía Nick Potter. Nunca recibió ni un paquete ni una carta en todo el año que estuve ahí...y se quedó par alas vacaciones cuando su gemelo se fue."

"¿Sabes por qué?" preguntó aguda su madre.

"No, no lo se. Albus me dijo que Harry nunca pasa tiempo con su familia...Estaba fisgoneando," replicó el Maestro de Pociones, sabiendo que había más en esta conversación que las que estaba entendiendo.

"Ya veo..." murmuró Eileen gravemente.
"Madre, ¿qué es lo que sabe? ¿Por qué estas preguntando sobre eso?" preguntó Severus, una nota de advertencia en su tono. "El chico del que te he estado hablando...es él," contestó en voz baja Eileen.

Severus brillaron en shock pues era la última cosa que se estaba esperando; Harry James era de hecho Harry James Potter. Severus se sintió como si fuese a reír—le había dicho la mitad de la verdad, lo cual no era un buen movimiento Ravenclaw. Después pensó en todo lo que su madre le había dicho de él, sus suposiciones de su familia abusando de él.

"Lily no abusaría de su hijo," dijo tajante Severus.
"Creo que estaba mal en cuanto a eso...no era abuso físico," suspiró Eileen.

Severus sacudió la cabeza, un pequeño suspiro dejando sus labios. No podía creer que su...bueno, ex-mejor amiga de verdad hiciera eso o permitiera que pasara...No había ninguna forma de que hubiera ignorado a su hijo. Aunque, creía a su madre más que Lily. Sabía que había cambiado; la fama le hacía eso a la gente, desafortunadamente. No era la misma mujer de la que se había hecho amigo a la edad de 8 años.

"Creo que es negligente," dijo la mujer. Severus solo se acomodó y le hizo gesto de continuar.

"¡Le conseguí una lechuza el año pasado y se rompió a llorar, Severus! ¡Por una lechuza! Nunca ha recibido nada como eso en su vida, ¡estoy segura! Y siempre me dice que es ignorado a favor de su hermano, ¡TODO EL TIEMPO!" lloró Eileen, defendiendo a Harry de Severus, quien seguramente creía que Lily era incapaz de ese comportamiento, pero ella no vio lo que él había hecho.

"Ya veo," murmuró Severus, muy molesto ahora. Los Potter tenían mucho dinero, así que por qué no le dieron a su hijo una familiar, a no ser que fuse como su madre decía—¿que de echo hubieran sido negligentes respecto de su hijo pequeño?

"¡Su cumpleaños ha pasado! ¿Lo sabías? ¡No obtuvo nada más que una tarjeta y unas entradas para la Copa Mundial de Quidditch!" dijo resoplando.

"Son difíciles de conseguir, así que se puede calificar perfectamente como regalo," dijo el joven hombre. Era más de lo que él había conseguido eso seguro.

"Sí, ¡excepto por que las recibió de su única amiga, Luna!" replicó tensa Eileen.

Severus miró en el cuarto que Harry estaba ocupando y vio, true efectivamente, una carta apoyada en la mesa. Sintió como su corazón daba un vuelco incómodo, puesto que sabía lo que era estar en los zapatos de Harry. La mayor parte de su vida, sólo había tenido a Lily, pero por lo menos también tuvo a su madre. Harry Potter, parecía que no tenía a nadie. Lily había cambiado más de lo que se esperaba si estaba tratando así a su hijo; la Lily que conocía no habría hecho eso.

"Ha cambiado más de lo que me pensaba," suspiró Severus finalmente; había visto el papel de cuando Nick Potter estaba herido. Él siempre ordenaba el Profeta, aunque la mayoría de ello fuse basura, la sección de pociones se podía usar perfectamente.

"Eso es ponerlo muy suave," dijo Eileen.

"¿Saben que se está quedando contigo?" preguntó Severus, preocupado de repente.

"Están bajo la impresión de que se está quedando con un amigo, y dudo que preguntasen quién. No había recibido nada de ellos, y está conmigo todo el verano a no ser que esté repartiendo el periódico," suspiró triste su madre.

"Hablaré con Albus a ver si él puede aclarar un poco más la situación," prometió Severus. "Gracias, hijo," suspiró aliviada Eileen.
"No hay problema," sonrió su hijo con diversión.

Entonces, una carta entró volando por la ventana con su propio poder, yendo directamente ante Severus. Ceñudo con confusión, notó que era la letra de Dumbledore y la abrió...pero mientras leía lo escrito, se congeló en shock.

"Sev, querido, ¿qué es?" preguntó alarmada Eileen. No había mucho que pudiese dejar así a su hijo.

"Los mortífagos atacaron la Copa del Mundo de Quidditch," dijo resoplando con incredulidad. "Dumbledore piensa que Voldemort está tratando de encontrar una vía para volver."

"Harry..." susurró Eileen, luciendo pálida.

"Me tengo que ir madre. Dumbledore quiere verme," dijo Severus, poniéndose de pie rápidamente y cogiendo la capa que estaba en la percha donde su madre la había puesto. Abrochándola en su sitio en el cuello, le dio un beso de despedida y le dijo que tuviera cuidado antes de aparecerse.

Campo de la Copa del Mundo de Quidditch

"¡Era brillante!" chilló Harry, prácticamente saltando de alegría mientras volvían a la tienda de los Lovegood. "¡Tenía que haber apostado! Pasó como predije, es taaan injusto—¡habría Ganado un dinero!"

"¿Visteis lo que Krum le hizo a Wronski Feint?" preguntó Luna, sus ojos iluminados. "¡Oh sí! Eso fue genial," dijo Harry.
"¡No me lo esperaba!" estuvo de acuerdo Xeno, pareciendo divertido.

"¡No lo habrían cogido! Quería terminarlo bajo sus reglas...Lo malo es que su equipo se haya enfadado con él," sollozó Luna.

"No lo estaban cuando fueron aplaudidos," se rio Harry, recordando sus expresiones.

"Es un hombre enorme para ser tan buen buscador," admitió Xeno.

"¿Vas a hablar del juego en el Quibbler?" preguntó curioso Harry.

"¡Creo que deberías, papi! Las ventas se pondrían por las nubes por primera vez, y a lo mejor miran los demás artículos," dijo inteligente Luna. Harry sonrió y asintió con la cabeza estando de acuerdo.

Finalmente, después de una hora andando, estaban de vuelta en la tienda. Parecía como que acababan de entrar cuando comenzó la conmoción. Mirando hacia afuera, vieron como todos estaban corriendo alrededor, gritando. Xeno parecía aterrorizado cuando miró hacia arriba; Harry siguió su Mirada y vio como algunos muggles eran levitados por hombre son máscara.

"¡Mortífagos!" gritó Xeno, aterrorizado mientras su Mirada iba hacia su hija. ¡No la perdería! "¡Traslador ahora!" gritó Harry, sacando a Luna del camino de un mago que intentaba huir de los mortífagos.

Eso llevó a Xeno a actuar, y un momento y dos conjuros después, la tienda estaba en su bolsillo y el traslador en su mano. Tenían que esperar 3 segundos para que se activara, pero se fueron justo en el momento en el que les lanzaban un hechizo. Harry se encontró a si mismo en una casa extraña; sin duda era la casa de los Lovegood. Les pegaba, puesto que eran raros, pero realmente les gustaba. Xeno era guay incluso hablando de animales de los que nunca había oido hablar.

"¿Qué narices estaba pasando?" preguntó Luna, sus ojos brillando, sus ojos azules llenos de preocupación.

"Los mortífagos atacaron la Copa de Quidditch," contestó Harry. Voldemort no lo había autorizado si su sueño era cierto. Había querido mantenerse oculto; esos Mortífagos estaban ahí para eso si quería conseguir un cuerpo de vuelta.

"¿Quieres café?" preguntó Xeno, su voz histérica en vez de la voz calmada y tranquila que normalmente tenía

"Um...seguro," estuvo de acuerdo Harry. Xeno obviamente quería tener algo que hacer. El mago inmediatamente se levantó y se fue hacia la pequeña cocina para hacer eso.

Piso de Eileen

"HARRY!" gritó Eileen, moviéndose rápidamente y arrastrando a Harry a un abrazo, pareciendo gratamente aliviada. "¿Entonces lo oíste no?" preguntó Harry, su voz tapada por la camisa de la mujer.
"Lo hice," dijo Eileen, cerrando sus ojos mientras que el alivio se asentaba.
"Estoy bien. El Señor Lovegood nos trasladó fuera de ahí en cuanto el problema comenzó," dijo honestamente Harry. "Gracias a Merlin, oh gracias a Merlin..." murmuró Eileen, casi temblando de alivio.

"¿Puedo conseguirte un café?" preguntó Harry, alarmado por la pálida cara de Eileen—o mejor, más pálida que su cara normal. "Oh, no, he tenido suficiente de eso," dijo la mujer, con un poco de grima.
Harry se rio ante eso. "Yo, también." Había tenido tres tazas antes de poder irse de casa de los Lovegood.

Entrada de Diario:

Hoy fue malo, pero también bueno. Los Mortífagos atacaron la Copa Mundial de Quidditch, pero mereció la pena aun así. ¡Además acerté sobre lo que iba a pasar! ¡Pensé que Krum cogiera la Snitch, pero que Irlanda ganaría! Ojalá hubiera apostado, puesto que eso significaría que tendría dinero para mudarme, pero no quería arriesgarme a perder nada. Eileen estaba muy preocupada cuando volví, hizo que mi estómago se revolviera. Ella ha sido tan Buena conmigo, y no entiendo por qué...nunca había tenido tanta suerte en mi vida como ahora. Por primera vez, no pensé sobre los Potter en mi cumpleaños, solo para estar agradecido de no estar viendo a Nick abriendo regalos y comiendo tarta. Luna es la mejor amiga del mundo y estoy agradecido de tomar la oportunidad. Aunque, no se que hacer ahora...¿Debo distanciarme de ella? ¡No quiero ponerla en peligro por asociarme conn ella!

Harry


Entrada de Diario:

¡Oh Mi Dios! ¡Eileen me dio un Nuevo regalo! ¡Tengo dos cartas ahora! Me siento como si tuviera 5 años, contando mis cartas y regalos. A diferencia de Nick, yo apreciaré todo lo que recibo, sabiendo que a alguien le importo. Me regaló una preciosa cadena de oro. Es realmente pesada, no es para nada femenina, y hay un escudo de armas en él. También es familiar, aunque no puedo saber que escudo de armas es. A lo mejor en Hogwarts, si tengo la oportunidad, lo miraré. Lo averiguaré antes o después. Me horneó una tarta, y escribió 'Feliz Cumpleaños Atrasado' en ella con azúcar azul. No me acuerdo la última vez que recibí una tarta.

De todas formas, he enviado un trozo de tarta a Luna y Xeno, y Eileen envió un trozo a su hermano...Me pregunto quien será, pero nunca pregunté. No se por qué, solo creo que es demasiado personal...o por lo menos, solía serlo. A lo mejor compartiría alguna de su historia y la de su hijo conmigo. Me gustaría saber como es una familia normal. Alomejor es como son Luna y Xeno, puesto que no pienso que los Potters sean normales, pero a lo mejor yo solo estoy amargado.

¡Tengo todo el derecho a estarlo! ¡Les odio y desearía ser adoptado! Ojalá fuera mayor de edad y estuviera lejos de ellos. Seré capaz de alquilar mi propio piso cuando cumpla 17, entonces me moveré a él y me separaré de su control.

Oh, una última cosa...No he tenido más sueños extraños...¿Estoy conectado con Voldemort, o era mi imaginación jugándome una mala pasada? No lo creo...Solo desearía saberlo. Hasta entonces, voy a cuidarme la espalda y a no confiar en nadie...menos en Luna, eso es.

Harry

Piso de Eileen

Después de los eventos de la Copa Mundial de Quidditch, el resto del verano pasó sin ninguna sorpresa, por no decir menos. Harry estaba agradecido por eso. Después de su sueño y los Mortífagos, simplemente no quería que nada inusual pasara. Tendría que ser cauteloso con este año según iban las cosas, sobre todo con Voldemort yendo detrás de su hermano y él. No es como si él fuse a ser responsable de su hermano, de todas formas, después de lo hizo Nick, o no hizo, él sabría.

Pronto, Eileen había creado un traslador que le llevara directamente a la estación nueve y tres cuartos. Harry estaba casi llorando esta vez—si fuera posible, se había unido más a Eileen que nunca.

"Cuídate, ¿me oyes?" dijo Eileen sternly.

"Lo haré, y tu también," dijo suavemente Harry. Mataría a cualquiera que quisiera hacer daño a Eileen. Infiernos, si tuviera que elegir entre Eileen y su madre, elegiría a Eileen en un latido.

Con su lechuza y su baúl seguros en una mano, cogió el traslador con la otra, y un momento después, se había ido, un remolque detrás del ombligo era lo único que hacía ver que era un traslador. Se tambaleó mientras aterrizaba pero se  mantuvo de pie, quedándose quieto por un tiempo hasta que dejó de sentirse mareado.

Mientras que se subía al tren, oyó a Ron hablando a Finnegan y Thomas. "Os lo estoy diciendo, ¡algo grande va a pasar en Hogwarts este año!" dijo Ron en un susurro.

"¿Cómo qué?" preguntó dudoso Finnegan.
"No lo se, lo sabremos pronto," contestó Ron con aire se suficiencia.

Expreso de Hogwarts

Por una vez, Harry no estaba hacienda el trayecto solo; Luna había venido a sentarse con él, sujetando boca abajo el Quibbler boca a bajo. Harry pestañeó antes de que una sonrisa se instalase en su cara. "¡Hey Luna! ¿Qué tal fue el final de tu verano? ¿Encontraste algo?" preguntó alegremente Harry.

"No, ¡pero ven, mira unas fotografías! Vimos un montón de otras cosas," sonrió Luna, haciéndole gestos para que se sentara a su lado.

Así pasaron sus horas hasta llegar a Hogwarts; compró dos ranas de chocolates del carrito de las chuches para ambos. Luna, para devolver el favor, compró para ambos sus chuches favoritas, Grajeas de Todos los Sabores de Berty Bott. Algunos de los animales mágicos eran raros, y estaba un poco envidioso de Luna en ese momento. Habría amado que su padre hubiera hecho algo así por él.

Hogwarts – Gran Comedor

"El asiento de Defensa está libre...me pregunto por qué..." dijo Luna, quien estaba sentada al lado de Harry en la mesa de Ravenclaw.

"No lo se...dudo que Dumbledore tuviese problemas para encontrar a alguien," murmuró Harry. "Incluso si ese alguien era un idiota."

"Cierto," estuvo de acuerdo Luna, su Mirada de soñadora otra vez puesta mientras hablaba.

Se callaron para oír al Sombrero seleccionador cantar su usual canción, entonces comenzó la selección. Marcus Longbottom se unió a su hermano en Gryffindor—señor, sus padres estarán orgullosos. Obtuvieron unos cuantos chicos uniéndose a Ravenclaw , incluyendo a Stewart Ackerley y Orla Quirke. Las otras casas también obtuvieron nuevos estudiantes, pero ninguno que se hiciese notar.

"Solo tengo dos palabras que decirles...¡A comer!" gritó feliz Dumbledore.

Durante la cena, Harry notó una conmoción en la mesa de Gryffindor. Sorpresa, sorpresa, parecía ser Hermione Granger. La miró con disgusto. Honestamente, odiaba a esa chica, era tan una sabelotodo. Mientras que a él de verdad le gustaba saber cosas, no levantaba la mano antes de que el profesor terminara su pregunta...realmente nunca la levantaba. Incluso después de 3 años, no había cambiado ni un poco.

Solo después de terminar la cena y el postre se levantó Dumbledore otra vez, ganando la atención de todo el Comedor con solo ese acto.

"¡Así que!" dijo Dumbledore. "Ahora que estamos todos alimentados y saciada la sed, debo requerir otra vez vuestra atención, mientras doy un par de noticias. Mr. Filch, el Cuidador, me ha pedido que les diga que la lista de objetos prohibidos se ha extendido este año a Gritos Yo-Yos, Frisbis encantados, y Boomerang Siempre-Palizas. La lista complete constaba de 437 objetos, creo, y se puede echar un ojo en la oficina del Señor Filch, si alguien quiere comprobarla."

"¿A quién le importa?" susurró Harry, rodando sus ojos.

"Como siempre," continuó Dumbledore. "Me gustaría recordarles que el Bosque Prohibido está fuera de los limites de todos los estudiantes, así como el Pueblo de Hogsmeade para los cursos inferiores a tercero. También es mi dolorosa tarea informarles de que este año no habrá Copa de Quidditch de las Casas."

"¡QUÉ?!" saltó Nick furioso, junto con varios otros alrededor del Comedor.

"¡No hay forma!" protestó Ron enfadado—amaba el Quidditch, incluso si Gryffindor siempre perdía por que Nick jugaba en el equipo.

"Eso apesta," dijo Cedric, pareciendo descorazonado.

Dumbledore, parecía, que no había terminado. "Esto se debe a un acontecimiento que empezará en octubre, y que continuará a lo largo del curso escolar, tomando mucho tiempo y energía de los profesores, pero estoy seguro de que lo disfrutaréis inmensamente. Me complace anunciaros que este año, Hogwarts—"

De repente, las puertas del Gran Comedor sonaron abriéndose, sobresaltando a todos.

Un hombre parado en la puerta, sobre un montón de cosas, llevando una capa negra de viaje. Todas las cabezas del Gran Comedor se giraron hacia el extraño, de repente iluminado por un rallo que cruzaba a través del techo. Bajó su capucha, sacudió su larga melena con canas y gris, y comenzó a andar hacia la mesa de los profesores. Una pata de palo hacienda eco mientras andaba por el pasillo con cada paso que daba. Llegó al final de la mesa, giró a la derecha, y se dirigió hacia Dumbledore. Otro rayo de luz atravesó el techo y Luna saltó.

La luz había hecho que la cara del hombre se viera totalmente, y era una cara como nunca antes había visto Harry. Parecía como si la hubiera hecho alguien que no tenía ni idea de como era una cara de un ser humano, y no era muy hábil con un cincel. Podía entender por qué Luna se había sobresaltado.

"Permítanme introducirles al nuevo profesor de DCAO," dijo brillando Dumbledore. "Profesor Moody."

"¿Moody? ¿Como el Auror ojo-loco Moody?" preguntó Harry, sus ojos brillando.

"Sí, mi padre me dijo todo sobre él," contestó Cedric desde un par de sitios alejado, desde el otro lado de la separación entre las mesas de Ravenclaw y Hufflepuff.

"Como iba diciendo," dijo Dumbledore, continuando con su anuncio anterior. "Tenemos el honor de ser los anfitriones de un evento maravilloso en los próximos meses, un evento que no había sido realizado desde hace un siglo. Es mi placer informarles que el Torneo de los 3 Magos se estará realizando en Hogwarts este año."

"Bien, Weasley tenía razón," dijo Harry en voz baja a Luna. Ella asintió con energía; él le había contado lo que Ron había dicho en el viaje en tren a Hogwarts.

Harry se ensimismó, no escuchando a Dumbledore yendo a través de cosas que no le concernían. No le importaba que tuvieses que tener 17 años, puesto que él de ninguna manera iba a competir. No le extrañaba si su hermano trataba de entrar dentro, Pero dudaba que alguien pudiera engañar al Caliz de Fuego.

Patio de Hogwarts

Luna y Harry fueron bendecidos con la más maravillosa imagen en su Segundo día en Hogwarts. Nick había comenzado a discutir con Draco Malfoy sobre como los Potters habían estado otra vez en el periódico. Rápidamente se les fue de las manos, y Draco casi había atacado a Nick, solo para verse frustrado al final. Moody había transformado a Malfoy en un hurón y le perseguía alrededor del patio. Harry no pudo ser capaz de parar de reír; era la imagen más graciosa del mundo. De hecho le gustaba su Nuevo profesor y ni siquiera había tenido clase con él todavía.

Si solo alguien le hiciera eso a Nick...Su ego podía disminuir para así verse como una persona normal. Nick había, por los años después de que Ron le había dejado, tenido otros amigos, Neville, Lavender Brown, y Parvati Patil, y el Nuevo añadido de este año a pesar de ser de primero, Marcus.

Mejor aun, habían visto a Moody ser regañado por McGonagall como un niño travieso de 5 años. Nadie pudo parar de reírse de Malfoy por las siguientes semanas.

Clase de DCAO

Fue dos días más tarde cuando tuvo la primera clase con Moody. Lo primero que dijo mientras que entraron todos fue que guardaran los libros pues no los iban a necesitar. Harry sonrió e hico lo que le mandaron; estaba un poco decepcionado de que este año otra vez la clase de Defensa fuera con los Gryffindors.

"Tengo una carta del Profesor Lupin sobre esta clase; habéis cubierto prácticamente todo sobre las Criaturas Oscuras—Boggarts, Red Caps, Hinkypunks, Grindylows, Kappas, y Hombrelobo—¿es eso correcto?" preguntó Moody.

"Sí, Señor," dijo Ron mientras los demás murmuraban con de acuerdo.

"Pero estáis atrasados—muy atrasados—en tratar con hechizos," continuó Moody. "Así que esto aquí para traer claridad en lo que los magos pueden hacerse unos a otros. Tengo un año para enseñaros a como lidiar con Oscura—"

"¿No te vas a quedar?" preguntó Nick.

"Eres el hijo de James Potter ¿cierto? Solo me voy a quedar por este año, como un favor especial para Dumbledore...Un año, después de vuelta a la jubilación," dijo Moody. Tenía una sonrisa malvada en la cara, haciendo sus cicatrices peores y su cara arrugándose como si estuviera en agonía.

¡Harry estaba muy excitado con su cara ahora! Pudiendo hacer—y deshacer—Buenos hechizos iba a ser bueno. Quirrell y Lockhart fueron ambos inútiles; Lupin estuvo bien como profesor, simplemente estaba furioso con el hombre por ignorarle todo el año.

"Así que—vamos a ello. Hechizos. Vienen con distintas fuerzas y formas. Ahora, según el Ministerio de Magia, se supone que debo enseñarles contra-hechizos y dejarlo así. Se supone que no debo enseñarles Hechizos Oscuros hasta quinto curso. Se supone que no sois lo suficiente mayor hasta entonces," dijo Moody. "Pero Dumbledore tiene una mejor opinión de vosotros. Reconoce que seréis capaces, y yo digo, cuanto antes podáis ser capaces de enfrentaros a lo que viene, mejor. ¿Cómo series capaces de defenderos ante algo que nunca habéis visto? Un mago que os va a lanzar un hechizo ilegal no os va a decir lo que va a hacer. No lo va a hacer dulce y tranquilo ante vuestra cara. Tienes que estar preparado. Tienen que estar alerta y vigilantes," dijo Moody, entonces se paró por un momento.

"Así que...¿saben cuales son los hechizos que están más penados por la ley de los magos?" preguntó el Auror retirado después de revisar la clase por un momento que pareció muy largo.

"¿Weasley?" preguntó Moody después de que algunas manos se levantaran.
"Mi padre me habló de una...¿Se llama la maldición Imperio o algo así?" preguntó Ron.

"Ah, sí," dijo Moody, asintiendo. "Su padre sabrá esa. Hubo un tiempo que le dio al Ministerio mucho problema, lo hizo."

"Sii," chirriaba Ron cuando Moody había retirado las arañas de su mesa. Causó que la mayor parte de lo Ravenclaws rodaran sus ojos. Todos sabían que el miedo mayor de Ron eran las arañas, recordando al Boggart del año pasado.

Harry oía intensamente la charla de Moody sobre la maldición Imperius, y no se reía como los otros lo hicieron cuando la araña fue maldecida por esa maldición. Eventualmente, Moody paró el hechizo—después de asustar a todos al ordenar a la araña que se matara a si misma, salvada solamente por la orden dada justo antes de que se matara. Terminó diciendo que les enseñaría a vencerla.

"¿Alguien más sabe otra?" preguntó Moody.

La mano de Hermione estaba alzada como siempre, y Harry rodo sus ojos ante ella. Por una vez, levantó su mano, queriendo que el profesor le eligiera a él.

"¿Si?" preguntó Moody, mirando a Harry intensamente.

"La maldición Cruciatus," dijo Harry.

La araña fue alargada con el hechizo Engorgio y la maldición fue lanzada. Harry no reaccionó, pero la mitad de la clase se encogió ante las acciones de la araña. Se retorcía horriblemente, retorciéndose lado a lado, y mientras que ningún sonido salía de su boca, Harry podía imaginar por lo que estaba pasando.

"Bien, ¿alguien sabe otra?" preguntó Moody como si no acabara de torturar a una criatura viviente.

Harry quería reírse cuando Nick finalmente levantó su mano. Estiró la espalda en la banqueta y en su cara había una gran sonrisa.

"¿Sí?" preguntó Moody, ambos ojos en Nick. "Avada Kedavra—La maldición de la muerte," dijo Nick.

La última araña fue matada con una luz verde de la maldición asesina, y Harry de repente se sintió enfermo. Tuvo que parar las nauseas, pero una Mirada en Nick mostró como no se veía afectado. Un suspiro dejó sus labios y se volvió a mirar al profesor, mirándole con curiosidad para ver que pasaba. ¿Iría Moody a comenzar a hablar de como su hermano era el único que había sobrevivido? A quien quería engañar, sabía que estaba viniendo.

"No bueno," dijo Moody. "No agradable. No hay contra hechizo y no se puede bloquear. Solo una persona ha sobrevivido a él, y está sentado aquí en frente de mi."

Harry quería rodar sus ojos, pero el ojo mágico seguramente le vería asi que se refrenó de hacerlo.

Lo suficientemente sorprendido, Moody no dijo nada más, en cambio les contó que los tres hechizos eran llamados comúnmente los Imperdonables. Pronto, estaban tomando notas sobre las imperdonables hasta que el timbre sonó, y Harry estaba agradecido cuando llegó el tiempo de irse. Tan pronto como se vio libre de la case, corrió al cuarto de baño más cercano y estaba espectacularmente enfermo sobre el lavabo.

Entrada del Diario:

El Profesor Moody nos enseñó las imperdonables hoy, no pude comer ni cenar mucho. Luna lo entendió...Creo que no sabe que fui yo quien sobrevivió. Algunas veces tiene ese brillo en los ojos como si supiera lo que estoy sintiendo. Es imposible, ¿verdad? ¡no puede saberlo! Es imposible. Cuando vi la luz verde, tuve la imagen en mi cabeza...como una figura de una serpiente, entonces ese hombre muggle. No era un sueño, VI como un hombre moría...supongo que me está comenzando a afectar lo cerca que estuve, cuando fui un bebé, de morir.

Fui yo el que casi morí, aunque es Nick quien tiene todo el cariño, la atención y la fama. No me importan las dos últimas, y estoy agradecido de no ser como Nick...Pero me habría gustado tener al menos una vez en amor y la atención de mamá...cuando todavía la llamaba eso en vez de Lily. A veces, me gustaría que la gente lo supiera para poder superarlo.

Leí en la biblioteca antes de que el colegio terminara hoy, y encontré que me podía emancipar antes y conseguir mi parte de la Herencia Potter. Entonces no tendría que vivir con los Potter más, podría conseguir mi propio piso ahora si quisiera. Me estoy pensando seriamente hacerlo, puesto que de esa manera, James y/o Lily no me podrían arrastrar fuera. No se por qué, pero estoy teniendo una gran urgencia de hacerlo. Pronto.

Harry

DCAO

Su siguiente clase de Defensa fue tan mala como siempre, no por algo que hiciese Moody, sino por que tuvo la atención puesta en él. Todos habían sido puestos ante la Maldición Imperius; ningún otro salvo Harry fue capaz de resistirla. No solo eso, sino que sus piernas se sintieron romper, y mientras, Moody solo continuó alabándole. No le habría importado, pero narices, estaban mirando a Harry como si nunca le hubieran visto antes. Los Ravenclaw comenzaron a animar a su compañero de casa, y los Gryffindors miraron a Nick como si no le creyeran, no podía hacerlo cuando su HERMANO podía.

"La forma en que habla," gruñó Harry, saliendo de la clase de Defensa sintiéndose débil. "¡Pensarás que voy a ser atacado en cualquier momento!"

"¿Estás bien, Harry?" preguntó Luna, viniendo al lado de Terry y Harry. Terry tenía agarrado a Harry, manteniéndolo de pie.

"No, Moody casi rompe mis piernas," contestó simplemente Harry.

"¿Cómo?" preguntó Luna, su soñadora cara desvaneciéndose. Ella se veía furiosa, una rara y sorpresiva intimidatoria expresión en su cara.

"Usó la maldición Imperius en mi," suspiró Harry, quitando sus manos de Terry y diciéndole un callado, Gracias,'.

"¡Eres bienvenida! Espero que te mejores pronto, y Buena suerte," dijo firme Terry.
Harry estaba en shock ante el hecho de que Terry le estaba hablando, ya que casi nadie le hablaba. "¿Te hizo romperte tus propias piernas? ¿O casi?" preguntó Luna con una mueca de sorpresa.

"Er, no," dijo Harry, sonriendo un poco y olvidándose del dolor. "Me dijo que saltara a la mesa de un compañero, pero no quería, así que luché contra la maldición, en cambio medio salté y me estampé contra la mesa. ¡Lo hizo cuatro veces, hasta que me pude deshacer de él directamente! Soy el único que soy capaz de hacerlo."

"Wow, Harry, ¡eso es realmente bueno!" gritó Luna, feliz por él.

"Gracias, ¡ahora vamos! ¡Me muero de hambre!" dijo Harry, feliz empujando a Luna. Tenía su apetito de vuelta, gracias a Merlin por eso.

Entrada

Los siguientes meses pasaron volando para Harry mientras que se encontró disfrutando más que nunca de sus clases, hasta que un día estaba yendo con Luna al Gran Comedor para la cena después de las últimas clases, solo par aver a una multitud parada entre la Entrada y el Gran Comedor.

"¿Qué en la Tierra está pasando?" murmuró Harry, viendo cuanta gente estaba pululando alrededor en vez de ir a cenar.

"Se ha publicado una noticia sobre el Torneo de los 3 Magos," dijo simplemente Luna.

"¿Qué dice?" preguntó curioso Harry mientras que entraba en el Gran Comedor y se sentaban en la mesa de Ravenclaw, sin importarle el Torneo de los 3 Magos como a los demás.

"Los magos de Durmstrang y brujas de Beauxbatons estarán aquí a las 6 el viernes 13 de octubre. Nuestras clases están terminando media hora antes ese día para dar la bienvenida a los alumnos," dijo Luna.

"¡Falta solo una semana!" saltó Harry con sorpresa. "No me di cuenta de lo rápido que había pasado el tiempo este año."

"Sii," estuvo de acuerdo Luna, asintiendo mientras daba un sorbo a su zumo de calabaza.

Entrance Hall

No era necesario decir que los profesores estaban muy tensos cuando llegó el tiempo para que llegaran los alumnos de Beauxbatons y Durmstrang. La entrada estaba casi abarrotada de chicos, pero Luna y Harry se quedaron atrás mientras Nick El Idiota se quedaba delante con McGonagall como si fuera la mascot del colegio. De hecho, ser una mascota era demasiado bajo en la lista, pero Nick no parecía dares cuenta de eso, ese sería su Nuevo título, dado por Harry y Luna.

"Señorita Lovegood, ¡estira su sombrero!" chasqueó McGonagall. "Señorita Patil, ¡quítese todas esas cosas ridículas de su cabeza! Seño Weasley, ¡métase la camiseta!"

Entonces la conmoción comenzó.

Beauxbatons llegó primero, en un carruaje enorme, volando a través del cielo llevado por Abraxans (caballos con alas) que eran casi tan grandes como elefantes. Harry suspiró, preguntándose cuando terminaría esto; los estudiantes tragaron, 'ooing' y 'ahing' como si no hubieran visto nunca algo como eso. Incluso Harry podía ver a la mujer que se bajó del carruaje desde la parte de atrás de la entrada— era enorme, posiblemente la mujer más grande que hubiese visto. Podría ponerse al lado de Hagrid y ser del mismo peso que él contaba.

Pronto, Durmstrang les siguió, llegando en barco a través del lago, saliendo del agua como si emergiera del fondo del lago. Claro esto impresionó a todos menos a Luna y Harry, los cuales de echo estaban sentados y hablando en voz baja de lo que habían hecho ese día.

Harry nunca mencionó que tuvo la maldición Imperios encima otra vez, pero habló de todo lo demás. Luna podría ser un año menor, pero sabía muchos hechizos, y estaba aprendiendo muchos más hablando con él. Ella no tundra ningún problema en cuarto si seguía así, eso seguro.

Si toda la escena del barco fue mala, no era nada comparado a cuando se enteraron de quien de Durmstrang había venido—Viktor Krum. Nick estaba positivamente babeando, con una gran sonrisa. Había dejado a sus 'amigos' y trataba de verle, pero era demasiado tarde. Había demasiada gente moviéndose alrededor como para intentar acercarse.

Finalmente, Luna y Harry consiguieron llegar al Gran Comedor para cenar. Las mujeres de Beauxbatons eligieron sentarse lo más lejos possible de los de primero en la mesa de Ravenclaw; los estudiantes de Durmstrang eligieron sentarse en la mesa de Slytherin, donde fueron bienvenidos de corazón. Una vez terminaron de cenar, les enseñaron el legendario Cáliz de Fuego, Entonces otra vez se les dijo a todos que debían tener 17 años o más para poder meter su nombre. Honestamente, ¿creía Dumbledore que la gente le escucharía? Ya había escuchado hace dos meses el mismo discurso del Sombrero Seleccionador. Entonces otra vez...a lo mejor la mitad de los estudiantes, como los gemelos Weasley (quienes ahora portaban barba gris tratando de cruzar la línea de edad para meter su nombre) y Nick, no le escucharían o tendrían deliberadamente mala memoria...

"Vamos, he tenido suficiente por una noche," dijo Harry, estaba cansado, y solo quería dormir un poco.

"Tienes razón. Vamos," estuvo de acuerdo Luna. Todo este escándalo le estaba molestando. No tardaron mucho en llegar a la torre de Ravenclaw.

"Buenas noches, Luna," suspiró Harry, subiendo las escaleras hacia los  dormitorios de los chicos. "Noches, Harry," dijo Luna, subiendo a los cuartos de las chicas.
NA: Editado por Snow Leopard Pasha - ¡Muchas gracias por el tiempo y esfuerzo que pusiste en la edición de la historia!


NT: Disfrutad del capítulo Smile espero que os guste y no dudeis en dejar comentarios con vuestras opinionees.


Última edición por Eowyn el Dom Ago 23, 2015 1:53 pm, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Yuki Fer
As de oclumancia
As de oclumancia
avatar

Mejor posteador del mes  (Mayo 2015) Yo entré-Mes del amor [Mejor posteador del mes] Enero 2015 [Mejor posteador del mes] Junio 2014 Yo entré-Vacaciones 2015 Juego lechuza chismosa-D.I.S 2015 Juego Yo entré-D.I.S 2015 Juego palabras hechizadas DIS 2015
Femenino Cantidad de envíos : 1500
Fecha de nacimiento : 07/04/1992
Edad : 26
Galeones Snarry : 101781
Fecha de inscripción : 30/07/2011

MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   Sáb Ago 22, 2015 8:38 pm

Siii ya sabe sev de harry ahora solo falta que se acerque a él >.< oh por dios ya lo estoy deseando *.*
Volver arriba Ir abajo
http://yukif.livejournal.com/
Eowyn
Explota calderos
Explota calderos
avatar

No tienes logos aún.
Femenino Cantidad de envíos : 123
Fecha de nacimiento : 10/08/1990
Edad : 28
Localización : España
Galeones Snarry : 6169
Fecha de inscripción : 24/07/2013

MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   Dom Ago 23, 2015 6:45 am

Yuki Fer escribió:
Siii ya sabe sev de harry ahora solo falta que se acerque a él >.< oh por dios ya lo estoy deseando *.*

Sii dentro de poco ya se acerca a el Smile que ganaas jeje
Volver arriba Ir abajo
Yuki Fer
As de oclumancia
As de oclumancia
avatar

Mejor posteador del mes  (Mayo 2015) Yo entré-Mes del amor [Mejor posteador del mes] Enero 2015 [Mejor posteador del mes] Junio 2014 Yo entré-Vacaciones 2015 Juego lechuza chismosa-D.I.S 2015 Juego Yo entré-D.I.S 2015 Juego palabras hechizadas DIS 2015
Femenino Cantidad de envíos : 1500
Fecha de nacimiento : 07/04/1992
Edad : 26
Galeones Snarry : 101781
Fecha de inscripción : 30/07/2011

MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   Dom Ago 23, 2015 9:51 am

Por cierto unos pequeños detalles... Se volvieron a colar algunas palabras en ingles sensei. U.u
Volver arriba Ir abajo
http://yukif.livejournal.com/
elamordesnarry
Buscador de Quidditch
Buscador de Quidditch
avatar

[Mejor posteador del mes] Noviembre 2014 Yo entré 2 (D.I.S. 2014) Bombardeo de chistes snarry D.I.S. 2014 [Mejor posteador del mes] Octubre 2014 [Mejor posteador del mes] Abril 2015 Yo entré-Mes del amor Reto Navidad en el Mundo (Fanfics) Posteador del mes (diciembre 2014)
Femenino Cantidad de envíos : 1331
Fecha de nacimiento : 25/10/1950
Edad : 68
Galeones Snarry : 258742
Fecha de inscripción : 25/12/2011

MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   Dom Ago 23, 2015 12:53 pm

Siiii por fin, por fin Severus apareció, eso es genial, y lo mejor de todo es que sabe lo que hizo la idiota de Lily (lo siento pero es que me cae muy mal) con Harry ojala pronto llegue a ayudar a Harry, me encanta que los capítulos sean tan largos jajaja.

Luna amo a Luna creo que es uno de los personajes que siempre me han caído muy bien,y ahora mucho mas jejje.


Solo una pequeña recomendación: hay palabra en los capítulos que no están traducidas y otras que no están correctamente escritas, la traducción es entendible y no hay mayor problema, pero las correcciones le darán una mejor presentación a tu trabajo, es una sugerencia, espero no lo tomes a mal
Volver arriba Ir abajo
Eowyn
Explota calderos
Explota calderos
avatar

No tienes logos aún.
Femenino Cantidad de envíos : 123
Fecha de nacimiento : 10/08/1990
Edad : 28
Localización : España
Galeones Snarry : 6169
Fecha de inscripción : 24/07/2013

MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   Dom Ago 23, 2015 1:44 pm

Yuki Fer escribió:
Por cierto unos pequeños detalles... Se volvieron a colar algunas palabras en ingles sensei. U.u

¿Sí? revisaré a ver otra vez pero intento que no se cuele alguna a no ser que aclare que no hay traducción al español, bueno pero eso solo ha pasado una vez y creo que no hemos llegado todavía a ese capítulo. Lo revisaré otra vez a ver. Gracias por avisar Very Happy
Volver arriba Ir abajo
Eowyn
Explota calderos
Explota calderos
avatar

No tienes logos aún.
Femenino Cantidad de envíos : 123
Fecha de nacimiento : 10/08/1990
Edad : 28
Localización : España
Galeones Snarry : 6169
Fecha de inscripción : 24/07/2013

MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   Dom Ago 23, 2015 1:48 pm

elamordesnarry escribió:
Siiii por fin, por fin Severus apareció, eso es genial, y lo mejor de todo es que sabe lo que hizo la idiota de Lily (lo siento pero es que me cae muy mal) con Harry ojala pronto llegue a ayudar a Harry, me encanta que los capítulos sean tan largos jajaja.

Luna amo a Luna creo que es uno de los personajes que siempre me han caído muy bien,y ahora mucho mas jejje.


Solo una pequeña recomendación: hay palabra en los capítulos que no están traducidas y otras que no están correctamente escritas, la traducción es entendible  y no hay mayor problema, pero  las correcciones le darán una mejor presentación a tu trabajo, es una sugerencia, espero no lo tomes a  mal

Sisi a veces se cuela alguna palabra intento revisarlo todo quince veces pero no doy a basto y la traducción intento poner lo más entendible posible pero muchas veces es difícil por que tiene que cambiar mucho la frase para que en español quede bien así que a veces lo consigo y otras simplemente lo hago literal de todas formas si lo reviso muchas veces me saturo así que de momento reviso si quedan palabras en inglés y más adelante cuando no esté tan saturada y lo pueda volver a leer corrijo las frases Very Happy

Me alegro de que te haya gustado el capítulo, espero que te guste el siguiente Smile
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Traducción Invisible Capítulo 9   

Volver arriba Ir abajo
 
Traducción Invisible Capítulo 9
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
La Mazmorra del Snarry :: Biblioteca de la Mazmorra :: Fanfics Snarry :: Fanfics de Eowyn-
Cambiar a: